EXCLUSIVO0

Una historia de Kaibiles, Taekwondo y decisiones de vida o muerte

Guatemala - 2020/01/03 - El Taekwondo marca vidas y su filosofía es capaz de mover ejércitos, literalmente. Encuentre aquí la historia del Taekwondo, los Kaibiles y su razón de ser. MasTKD+ English.


Héctor Cazali junto a un grupo de soldadas guatemaltecas. Foto: Cortesía

 

“Son una unidad entrenada y capacitada al más alto nivel. Son toda una historia desde su creación hasta hoy día, en Guatemala, su país de origen. Son muy reconocidos y a nivel del mundo en países donde han participado en muchas operaciones han dejado en alto su nombre. (…) Su entrenamiento es bastante fuerte, pero hay algo específico en su formación: la última fase. Es para mí la que más exige y necesita fortaleza física y mental. Se pone a prueba su espíritu indomable para alcanzar las metas trazadas”.

De esta manera relata su concepto sobre los Kaibiles, Andrés Moreno, un veterano de guerra colombiano, ex miembro de la legión francesa, ex miembro de las fuerzas de coalición lideradas por Estados Unidos en Oriente Medio, especialmente en Iraq.

Moreno, con más de 20 años de experiencia en los conflictos armados más peligroos del planeta, habló con MasTKD luego que se le preguntó sobre las fuerzas especiales guatemaltecas: los Kaibiles.

Héctor Cazali junto a un Kaibil. Foto: Cortesía

 

Actualmente destacado instructor de las fuerzas especiales de su país, sus palabras son de gran referencia para ver cómo se le percibe en el mundo al grupo especial de Guatemala que hace toda la base de su defensa personal y sistema de defensa cuerpo a cuerpo con Taekwondo.

Los Kaibiles se preparan para enfrentar cualquier situación en la calle y el Taekwondo que los rige es muy distinto al que se conoce en el campo deportivo.

El grupo de fuerzas especiales guatemaltecas recibe Taekwondo desde el 2014, según contó a MasTKD el instructor y encargado del proyecto, Héctor Cazali.

 

Héctor Cazali junto a la guardia presidencial guatemalteca. Foto: Cortesía

 

“El Taekwondo militar viene desde hace más de 2000 años. Acá se les enseña ataques con puño, movilizaciones con esos mismos puños, cualquier ataque que venga con pierna, con manos, con cuchillo, con pistola; todo esto es técnicas de conducción, que están dentro de las normas del Taekwondo. Expresamente dirigido a problemas de la calle. ¿Cómo va a atacar un terrorista, un marero? Porque estas personas van a atacar sin una regla y está de más decir que en la calle no existen reglas”, contó Cazali durante un reporteo hecho en septiembre en Ciudad de Guatemala.

El curso Kaibil, creado por el Coronel de León Márquez, está entre los ocho mejores cursos del mundo de sobrevivencia y de guerra. Se trata de una preparación de 60 días; misma que lleva defensa personal de Taekwondo con piernas, brazos y con técnicas directas hacia el piso.

Las pruebas se realizan en “El Infierno”, uno de los campos de entrenamientos más exigentes del planeta y que se ubica al norte de Guatemala, en la selva del Petén.

 

Héctor Cazali es soldado paracaidista del Ejército Guatemalteco. Foto: Cortesía.

 

“El curso para ser Kaibil comprende tres etapas: la primera tiene una duración de 21 días de instrucción teórica y entrenamiento práctico en la que se mide el grado de espíritu militar y el nivel moral del aspirante; la segunda fase se desarrolla en la selva por 28 días y al final del severo entrenamiento, el kaibil debe saber actuar con destreza en una guerra irregular y ser capaz de cruzar corrientes de agua, pantanos, riscos, hacer demoliciones, detectar y desactivar minas; en la ultima etapa, el aspirante a kaibil, acostumbrado a comer culebras, hormigas y raíces, y a captar el agua del rocío en hojas, debe efectuar ataques de aniquilamiento, maniobras de inteligencia, penetraciones en territorio enemigo y reabastecimiento”, apuntó un cronista de Notimex en 2006 cuando visitó “El Infierno”.

Estos soldados lo primero que aprenden relacionado al Taekwondo son los movimientos básicos, necesitan tener la destreza para ir más allá; ya que su vida depende decisiones tomadas en microsegundos, entre ellas las defensas.

 

Taekwondo en las Fuerzas Especiales de Corea

 

“Mi trabajo inicia explicando los fundamentos del Taekwondo. Primero con las posiciones de combate y con base en eso pueden ejecutar cualquier tipo de técnica. (…) Sí a todos les doy fundamentos, (…) hasta que no aprendan lo básico no puedo pasar a las técnicas más adelantadas”, advirtió Cazali, quien también es soldado paracaidista de las fuerzas chapinas y árbitro internacional Taekwondo.

Pero la influencia del instructor no queda hasta ahí. Héctor Cazali también capacita a los jóvenes del Colegio Militar desde el 2001 y a la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad (SAAS) que tiene como función proteger a las figuras políticas y de alto rango del país, como el presidente de la República y su gabinete.

“Deben ser personas capaces de enfrentarse a cualquier tipo de maleante, agresor o terrorista que quiera hacer daño a cualquier persona”. La comitiva presidencial consta de las lanzas, que van en moto adelante, las tres suburbans donde va el presidente; y los coleros. Eso corresponde al círculo de seguridad primero, según la explicación de Cazali.

 

 

Dentro de la SAAS también hay un segundo grupo de infiltrados encuebiertos que fungen como civiles en las actividades públicas. Son agentes especiales que están listos para cualquier problema y reciben, también, la formación con Taekwondo. Así como el grupo de avanzada que son aquellos agentes que revisan el destino del presidente para que esté seguro.

“(…) Los coreanos sacaron un extracto de lo que es el Taekwondo y se enfocaron en las piernas. Entonces en las olimpiadas podemos ver un combate que es solo de piernas, (…) ahora bien eso es deportivo y eso está bajo un reglamento que debemos cumplir. Arte marcial es totalmente diferente, porque marcial significa ejército. El Taekwondo fue hecho para las fuerzas especiales del ejército de Corea, es donde se aplica todo respecto a técnicas de brazos, ataques, inmovilizaciones, técnicas de piernas y dentro de él hay otra arte marcial que es el Hapkido que es aprovechar la fuerza del oponente, agregándole un golpe para destruirlo”, aseveró Cazali para diferenciar el Taekwondo deportivo del marcial.

Los miembros del SAAS son expertos en armas. Sin embargo, la defensa basada en Taekwondo se hace para que lo último que utilicen sea los fusiles, sino conducir a las amenzas sin hacer mucho intercambio de golpes.

 

Esteban Mora, Exclusivo MasTKD.com

Deja tu comentario!